Cuentan con el apoyo institucional del ayuntamiento

Con lemas tan deleznables como «Tiro al fatxa» o el «Día del inútil», esta última frase en alusión a los que se libraban del servicio militar obligatorio por exclusiones psicofísicas, el municipio navarro Etxarri Aranatx vuelve a asediar a los miembros del Instituto Armado que prestan servicio en Navarra.

El festejo -si es que se puede considerar como tal-, es aprovechado por un nutrido grupo de vecinos del pueblo para pedir la expulsión total y definitiva de la Guardia Civil en Navarra.

Etxarri Aranatz es junto con Altsasu, territorio beligerante y hostil para con los guardias civiles.

Sobre esta cuestión de odio hacia lo español y en especial hacia los guardias civiles, ha querido pronunciarse Alberto Baena, presidente de la Asociación Militar de Guardias Civiles (AMGC): «por desgracia y, muy a nuestro pesar, aún quedan focos residuales de un nacionalismo abertzale que da sus últimos coletazos como serpiente a la que se le corta la cabeza».

Asimismo, preguntado por el el futuro de la Guardia Civil en Navarra, Baena recalca que la Comunidad Foral de Navarra «pese a quien le pese, es territorio español, por ende, los guardias civiles no solo no nos marcharemos de Navarra sino que continuaremos del lado de los navarros», ha apostillado.

El último incidente grave entre abertzales y Guardia Civil se produjo en Altsasu, donde una muchedumbre agredió a varios guardias civiles y a sus respectivas parejas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Acceso Socios